martes, 6 de diciembre de 2016

...


No ha sido un año fácil, mis emociones han estado a prueba más veces de las que hubiera querido. Me he reencontrado con viejos afectos,  mi padre ya no está acá, he publicado un libro...uffffff... y  he tenido más ganas de cerrar mi blog que de seguir escribiendo en él.

Quisiera ser más constante por aquí, como antes. Pero ya no soy como antes.

Aún no puedo despojarme del todo de este invierno.

domingo, 27 de noviembre de 2016

Sombras, libro y café


Llevo casi una semana intentando hacer esta entrada y me ha costado un montón, no sé muy bien por qué. Pero les cuento que estoy contenta ¡si! y quiero compartirlo acá:


Tengo libro de textos cortos e ilustraciones caladas. Y una obra en teatro de sombras que se presentó en el lanzamiento del libro el pasado sábado 19 de noviembre, acá en la ciudad.
Le debo el agradecimiento a mi grupo, mi amiga Carolina y mi amigo Johnatan que juntos nos embarcamos en el desafío de editar autogestivamente mi libro, que también es de ellos, porque me han acompañado en todo el proceso; que duró justo un año; con energías renovadoras, ideas en el diseño y todo lo que se puede en un grupo de trabajo y amistad.
Nos acompañó un público maravilloso en el lanzamiento de esta propuesta de libro no convencional, autogestionado: Café en jarrita. 
Estamos felices, llenos de energías para seguir haciendo otras muestras y presentar a quienes se interesen en este libro de corazón, de historias contadas y caladas, de un café por la madrugada, la mañana, el medio día o al atardecer también.

"Fue como un flash"
Obra en  teatro de sombras: Johnatan, Yeka, Carolina.
Lanzamiento del libro: "Café en jarrita".

viernes, 14 de octubre de 2016

La luna me guiña un ojo


-Me habría gustado ser del tipo de persona que no le teme a ciertas cosas, que se atreve, que insiste, aunque el tiempo siga. No sé cómo le hace, pero ese tipo de persona me da la sensación que cree, siempre cree, principalmente en sí misma.

Lo escribí  uno o dos años atrás en algún lado. 

Ahora, si creo en mi, siempre lo he hecho, igual que siempre he dudado. Pero esta vez siento que tengo una fuerza que me la debía a mi misma.

-Parece que debe correr mucho río, mucha agua por una para por fin creer.

Le dije a mi amiga hoy.




domingo, 25 de septiembre de 2016

...


Me desaparezco y aparezco. Como la noche y el día. Pero sigo titilando como esas estrellitas de mediodía, que sólo algunas veces se logran ver.
Estoy preparando, junto con una amiga que la vida me ha regalo hace algunos años; una obra en teatro de sombras. Las imágenes serán calados míos. 
Vuelvo pronto, por ahora paso, les cuento esto y leo lo que tienen para contarme en sus espacios. 
Gracias siempre, porque sé que aquí están.

martes, 6 de septiembre de 2016

miércoles, 31 de agosto de 2016

...

Hace poco me contactó un viejo amigo. 
Hablamos largo y tendido; tras el monitor de por medio; como lo hacíamos en otro tiempo, cuando nos encontrábamos a la salida de alguna parte y terminábamos dejando pasar todas las micros.
Fumábamos dos, seis, infinitos puchos, nos bebíamos vinos muy tintos y abrazábamos interminables sueños y protestas y más sueños.
Por un momento hasta me pareció que el tiempo no había pasado con tanta distancia y ausencia. Y llegué a olvidar mis tristezas de estos días, igual que antes, cuando estábamos juntos.
Reí un montón; en mayúsculas y minúsculas. Y también nos dimos espacio para la franqueza (la posible de contar por escrito). Y cuando llegó la hora de despedirnos, me vino una tristeza inmensa.
-Al final, la vida termina siendo puros descubrimientos, ausencias, encuentros y despedidas- le escribí. 
Y antes de agregar más nada, ganándome de mano respondió:
-Me di cuenta que hoy, yo, le tengo una especie de cagazo a este tipo de vida, tan llena de descubrimientos, ausencias, encuentros y despedidas.

sábado, 27 de agosto de 2016

...

Pienso mucho en los encuentros y las despedidas. En la gente que amo y que he amado también. En los que están y los que no. 
Hasta pienso en lo que he sido y lo que hoy soy.
Pienso en los desafíos, en los límites y en el valor.
Tengo una gran ensalada en mi cabeza, pero que creo viene de mi corazón.
¿Habrá tiempo suficiente? -pero el tiempo es sólo una quimera, un sueño inventado- creo que esto último tal vez lo inventé yo o lo escuché, no sé muy bien. 

domingo, 21 de agosto de 2016

...


Mi hermano menor me envió fotos de la casa de papá. Y por alguna razón, aún alegrándome la sorpresa, ha quedado mi corazón adolorido.
A veces a los duelos se les debe sorber de a poquito, para que entre sorbo y sorbo el ardor deje un espacio de respiro.
Hay tanta tierra, álamos y nubes que me pinchan  en el centro; como alambres de púa oxidados de tanto invierno cayéndoles encima.

miércoles, 17 de agosto de 2016

...


Los colores siempre me generan una especie de alegría. 
Es como un antídoto infalible. 

jueves, 11 de agosto de 2016

...

  
Estoy deseando que mis calados vuelen, que tengan vida más allá de mis manos, de mi mesa, de mi corazón. 
Me quiero aventurar a correr riesgos. Aunque no sé cómo empezar a hacerlo.

viernes, 5 de agosto de 2016

lunes, 1 de agosto de 2016

...


-"La Betacort Plus va andar bien para que sane la herida. Y ni hay que preocuparse por una cicatriz. ¿Vio que las heridas en las manos se regeneran bien y nunca queda nada?"
¿Pero qué iba a explicarle yo, que siempre, toda herida, termina dejando una marca en mi?

viernes, 29 de julio de 2016

...


Hace dos semanas volví de un viaje triste.
Volví a medias. Como se puede volver de un viaje triste.
Dicen que ahora mi padre descansa.


sábado, 25 de junio de 2016

...

De tanto en tanto, vuelvo a los discursos teóricos, igual como se vuelve a un viejo amor.  Y los re-descubro.  Les aprecio nuevos costados, me dejo convencer, también les peleo un poco.  Y los quiero, sobretodo cuando reafirman mi oficio; el camino que decidí tomar y mi propia mirada antropológica en todo esto.
A veces, si no siempre; sigo sintiéndome bien paria, en un mundo de gente necesitada de validaciones, diplomas y esos menesteres.  Y también entre los que no me comprenden o no quieren.
¿Se puede “hacer” Antropología mientras se dicta un taller artístico-cultural en un contexto comunitario; pero donde los objetivos (los míos) planteados son boicoteados tal vez de manera inconsciente por las mismas Instituciones que finalmente sólo saben asistir para sostener su vigencia ante la comunidad?
El arte, la tradición y la Antropología se llevan muy bien (salvo entre rigurosos que prefieren dominar bajo la separación) ¿Pero cómo llevar el mensaje de la belleza, de la creación individual y colectiva, de incluso hasta los sueños; a espacios donde esto debería ser comprendido-pero no. Y donde los receptores tienen frío, tienen hambre o tienen muchas penas y distracciones?
Y entonces se me des-configuran las ideas respecto del rol de la antropóloga-tallerista-kamishibaiya.
Pienso-pienso mucho. Y macero las ideas…
Salimos con Guillo a comprar cosas dulces.  Él siempre elige con azúcar impalpable. Yo por precaución elijo “sin”.  Pero Guillo con destreza acumulada rara vez se ensucia y apenas deja ver unos diminutos bigotes blancos.
“Se va haciendo la experiencia”-me digo…
Y si.
El trabajo, la mirada constante en el ir y venir del propio quehacer, la gran gota de gusto por lo que se hace (¿porque si no hay gusto que hay entonces?), construir un discurso claro, apoyarse en nuevos y viejos saberes (formales y no formales), volver a empezar cuando sea necesario, más gotas de gusto por lo que se hace, no rechazar nada y no aceptarlo todo.

“Hacer-se en la experiencia” aprendiendo todos los días hasta el último día. 

lunes, 20 de junio de 2016

Renuevo del sol


Reciban al nuevo sol con la cara de frente y sonrientes.
 Yo extiendo mis brazos para ustedes. 

(Ando tan ausente de aquí. Este año es particularmente especial, pues me despido de varias cosas para comenzar otras. La vida, la vida. Prometo una sentada aquí frente y un texto o un calado mío pronto. ¡Gracias por visitarme!)

martes, 7 de junio de 2016

...


¡Tengo un enredo de lanas y colores que me encanta!
Me voy a tejer una bufanda y seré un mundo colorido caminando por las orillas grises.

lunes, 6 de junio de 2016

martes, 24 de mayo de 2016

...

La libertad no es solo cosa de un par de alas y salir volando. 
La libertad es también un sueño que se concreta. Defender lo que se cree importante. Poder elegir. Algunas veces decir que si y otras veces decir que no. 
La libertad es un nido tibio que nos hace valientes y seguros y felices.

domingo, 15 de mayo de 2016

...


Y si yo tuviera el  don de la cocina, sabría preparar por ejemplo los picarones pasados. Sabría con precisión cuánta harina, cuánta agua y cuánto zapallo se le debe poner a esa masa chiclosa. Y con talento, ese que sólo lo logran  quienes de verdad saben, haría en el aire los circulitos pegoteados en los dedos y los lanzaría al aceite caliente. Y quedarían perfectos. Y a todos se les antojaría comerlos. Y en una olla bien grande los sumergiría en la chancaca y cascarita de naranja y esperaría un rato, no mucho, porque los comensales no esperan mucho. Y reservaría unos cuantos para el otro día. Y los desayunaría pensando a los viejos, mientras el resto duerme. Como pasaba en casa antes; porque nada valía más la pena que madrugar  por unos picarones pasados. Y así, me volvería rito de otoño, de cosecha de zapallos bien dulces, plato y cuchara por la mañana. Mamá y papá. Y Yo.
.............

Y por si les interesa, les dejo un poco de datos sobre los picarones, que nos brinda la web. 

domingo, 8 de mayo de 2016

Guardo en el bolsillo, siempre una canción de ocasión.


Ayer una amiga me preguntó cuál era mi canción favorita.

Tengo varias y responden a determinados momentos y épocas. 

Otro día, mi compañero me preguntó: ¿Seremos seres musicales las personas?

Sin duda que si. Alguna vez fue el viento, la lluvia, un trueno, el aullido de un animal, el canto de un ave, o la caída de algún objeto al suelo.

A esta canción por ejemplo, la quiero desde mis años en la universidad.

miércoles, 4 de mayo de 2016

...


-Seño, cuando yo sea famosa, siempre me voy a acordar de usted.

Ella toca el saxo. Nos conocemos desde el año 2012.
Siempre me busca y se arrima a mis talleres, incluso las veces que no están planteados para su edad.
Trabajo dictando talleres artísticos/culturales comunitarios. Y sufro.
En ocasiones sufro de incomprensión. Otras de tanta realidad.

(Ya se que la grabación es horrible, pero la interpretación del saxo les prometo que es toda una maravilla)

martes, 26 de abril de 2016

...


Ya sabes, para las penas, mate dulce. Para los días, mate siempre.

miércoles, 13 de abril de 2016

...


Quienes bien me conocen saben que a ciertas cosas no me puedo resistir: al papel, a los hilos y lanas de diversos colores, a las charlas con Guillo, a la nariz de Amelia, a un libro triste, al choclo, la papa, al tomate, la palta y a un brotecito de algo que asoma.  

miércoles, 6 de abril de 2016

Un libro triste

"Patas de perro/ Carlos Droguett"
Confieso que prefiero los libros de historias tristes.
Éste es uno de esos.

lunes, 4 de abril de 2016

Podrías venirte y jugar un rato

Ciertas veces, me gusta jugar a que soy otra especie de animalito; una distinta a la propia.
Y entonces empiezo a mirar de otra manera, a oler de otra manera y a sentir de otra manera. 
Me gusta de preferencia, ser de esas especies que a nadie parece impresionarles. Que saben que existen, pero nunca las miran de verdad.
A esas especies les tengo cariño. Porque son fabulosas. Están y nadie las nota.
Son especies, extrañamente, nunca en extinción. 
Y desprotegidas. 
Y vituperadas. 
Me recuerdan a mi misma especie. Las de estilo ninguneadas, reprochadas, ocultadas y negadas.
Cuando juego a ser una especie de animalito distinta a la propia, me veo yo misma. Y los veo a todos. A ellos y a nosotros.   

lunes, 21 de marzo de 2016

...


Sigo andando. Pero no van a pensar que por eso, he dejado de lado ciertos placeres. 
Aquí les dejo unos pasitos, que son  de esos gustos, gustosos que tengo.

viernes, 18 de marzo de 2016

Anduve

¡Bájenme de este edificiooooo!
(
Dibujos en el taller)
...Participando de un día de reflexión y conmemoración por el Día Internacional de la Mujer, con mi proyecto "Un cuento Kamishibai. Ideas sobre violencia de género". ¿Se acordará alguien de uds. de ese proyecto?
 Luchando con mi conexión a Internet que cada día me da más dolores de cabeza.
Y dando inicio al taller de Kamishibai, este año con un grupo numeroso, diverso y entretenido, que cursan desde  2º hasta 7 º grado, en un lugar que parece un jardín, repleto de rosas, árboles y césped prolijamente cuidados; que recibe diariamente a muchos niños y niñas de uno de los barrios donde se concentra tal vez la misma cantidad de población que el resto total de la ciudad. Un barrio popular, casi sin asfalto, con sábanas y ropas de colores tendidas en los patios para secarse al sol, perros chascones y simpáticos panza arriba en las calles, olor a leña quemada y tierra mojada cuando nos ha encontrado alguna lluvia y  niños pateando pelotas en las veredas o andando en bicicleta en montoncitos, llegando a parecer equilibristas.
Ahora las/los dejo un ratito y seguiré andando... 

miércoles, 2 de marzo de 2016

sábado, 20 de febrero de 2016

¿Y cómo serás?


Tu que me lees, en este preciso instante. ¿Cómo serán tus sueños? ¿Y porqué cosas sufres?
¿Y cuáles son las que te sacan tu mejor sonrisa? ¿Cómo serás tu? ¿Tendremos algo en común o sólo es la circunstancia la que nos encontró hoy? Tu allá y yo acá.
Yo y tu, de alguna manera, en este preciso instante somos nosotros. 

jueves, 18 de febrero de 2016

domingo, 14 de febrero de 2016

Estoy pensando en las ramas secas


"...Diluida siempre, disuelta y diseminada, camino por ese sol y me cuento, hubo una vez un verde, un preciso verde que yo confundo, pues miro los jacintos y se me vienen encima y los jacintos son azules y era esmeralda el verde aquél..."
(En: Para que no me olvides/Marcela Serrano)


viernes, 12 de febrero de 2016

...

Hace tiempo que ando triste. 
Pienso por ejemplo, en los retornos, también en lo que se deja, lo que se pierde y hasta en mi padre y su vejez.
¿Podría alguien imaginar la vejez de sus padres cuando niños?
¿Podría yo /cuando niña/ imaginar este presente?
No se vuelve más. Te vas y no vuelves más. Y no recuperas nunca más el tiempo ni lo que dejaste en espera.
Ando triste. Y mi tristeza no me deja pensar en nada más que en eso. Y no quiero cansar a mi presente, porque no se lo merece. 
Pero soy pasado y presente.

sábado, 6 de febrero de 2016

Ceder

Consigo misma. 
Dejarse. 
Saberse posible.
Se cede también para encontrarse.
Y cuando encontrarse no es posible
Se vuelve. 
O se empieza. 

jueves, 4 de febrero de 2016

...


Corría el 3 de Febrero del año 2011. 
Mismo clima, mismas ganas. 
Y nacimos /la Cucheta y yo/ aquí. 
El tiempo una quimera dicen... 

sábado, 30 de enero de 2016

Un poema


"¿Cómo recuperaré la adolescencia?, digo
y resignado me pongo a fumar".
(Vivo en un cuarto/ Rodolfo Hlousek)

Aquí el poema completo. Y aquí otros poemas de su autoría también.
Siento un orgullo profundo y eterno por este autor. Lo recomiendo.

martes, 26 de enero de 2016

El árbol y las dos casas


Siempre habrá un árbol y dos casas.Y estarán ahí por siempre, en las manos, en los pies, en los ojos. Porque la memoria son las manos, los pies y los ojos. Y es el corazón que palpita fuerte cuando se nombran ciertas cosas. Es el silencio, la despedida y algunas lágrimas. 
Todo eso es el árbol y las dos casas.

viernes, 22 de enero de 2016

...


Tal vez el olvido sana. 
De todas maneras yo no quisiera olvidar nunca.   

jueves, 14 de enero de 2016

Todo está rodeado de bordes

He llegado a pensar que todo está rodeado de bordes.
Que la vida toda se compone de muchos bordes.
Un pedazo de esto, de aquello y un borde.
O muchos bordes.
La infancia y un borde.
La juventud y un borde.
La adultez, la vejez y un borde.
Y al borde a nadie le importa y está.
Y al borde nadie lo busca y está.
Y al borde nadie lo espera y aún así está.
A mí por ejemplo, me parece que un borde me marca. Me circunda. Me observa.
Todo está rodeado de bordes.
He llegado a pensar que hasta yo misma soy también mi propio borde.


martes, 5 de enero de 2016

...

Ni el recuerdo más intenso, ni el cariño más verdadero es inmune.  

Estoy conectada con la idea de lo efímero, lo verdadero, lo perecedero.
Estoy visitando a mi padre. Casi nunca recuerda mi nombre.
No estoy segura si recuerda a mi espíritu jugando en su cocina o su bodega.
Él sobrevive. Yo sobrevivo. 
Lo busco y no lo encuentro.

sábado, 2 de enero de 2016

...


Antes, hacía balances. Ahora, guardo silencio y espero.
Gracias por acompañarme en esta ruta.